Tuxpan, Ver. – Preocupación causa entre las madres de familia la infestación de piojos entre los niños y jóvenes de edad escolar en Tuxpan ya que desde el verano del 2018 se hizo más preponderante el problema de piojos en las escuelas, situación que no ha podido ser controlada del todo debido a la falta de regulación de autoridades sanitarias y por la desidia o ausencia de interés de los padres de familia. 

Referente al tema, la estilista Emma Rodríguez, explicó que este es un fenómeno que aqueja a todos los sectores de la población y es en las escuelas en donde se detecta con más frecuencia este problema, además explicó que las “Estéticas” son otro foco de infección e incubación de  estos parásitos. 

Emma Rodríguez, comentó que ante este contagio de piojos sería muy pertinente que Secretaría de Salud y la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS) se encargaran de regular las estéticas y salones de belleza, ya que son lugares donde se trabaja directamente con el ser humano y al realizar tratamientos capilares se usan diversos tipos de productos que incluso pueden llegar a ser nocivos para la salud, asimismo, estos organismos podrían sugerir medidas preventivas a la pediculosis, enfermedad causada por el piojo.

En este municipio, la aparición de piojos se observó en el mes de agosto de 2018 creando así malestar entre las madres de familia por la invasión que sufren sus hijos de estos parásitos que abundan sobre todo en las escuelas de los distintos niveles educativos. Debido a la vergüenza o pena que genera estar contagiado de piojos, muchas madres de familia  mantienen en secreto este problema que se asocia con la falta de higiene. 

Por otra parte, la experta en belleza, Emma Rodríguez, consideró que, para evitar el contagio en las estéticas, se puede evitar atender a los clientes que sufran de esta infestación con el propósito de no propiciar un foco de infección ya que el parásito vive al menos algunas fuera de la cabeza y en ese lapso, busca un lugar para continuar con su ciclo de vida. 

Entre las medidas para combatir este problema, la estilista recomendó reforzar las medidas de higiene, usar tratamientos no agresivos con el cuero cabelludo y que ayudan a eliminar el piojo, como lo son el vinagre de manzana, pimienta y alcohol, éstos, de utilizarse correctamente no producen ningún daño por su origen orgánico. 

Otras medidas que los padres de familia pueden adoptar en casa es lavar las almohadas y sábanas, y secarlos al sol; así como la desinfección de colchones.