El incremento al salario mínimo representa un beneficio hacia el sector obrero, sin embargo, este golpea a las pequeñas y medianas empresas ya que se incrementan los pagos de impuestos.

Miguel Ángel Elizalde empresario constructor explicó que se incrementan las cuotas de forma importante, siendo IMSS e INFONAVIT las que generan mayor aumento entre los empresarios.

Al ser cuestionado si esto podría generar despidos entre las empresas, detalló que afortunadamente están saliendo licitaciones de obras que le permiten amortiguar esta alza de incrementos salariales.

Afirmó que ya era justo dignificar los salarios a la clase obrera, mientras que esperan que los gobiernos estatales y federales así como los municipales continúen con la licitación de obras que permitan mantener los empleos hasta por lo menos durante el primer trimestre del 2020.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario
Tu nombre por favor