La caída de granizo aunado a una torrencial lluvia registrada esta tarde sorprendió a habitantes del municipio de Xalapa que al no estar preparados para una situación de este tipo sufrieron los estragos de la naturaleza.

Zonas como la avenida Lázaro Cárdenas de Xalapa tuvo afectaciones en la circulación por el desplome de una estructura metálica de varias toneladas de peso, por fortuna corporaciones de Seguridad y de Protección Civil, no han reportados víctimas mortales y tampoco lesionados.

La fuerte lluvia y las intensas rachas de viento han provocado que las calles y avenidas de esa localidad se convirtieran en auténticos ríos, así como caída de árboles y anuncios publicitarios, ocasionando que decenas de vehículos quedaran varados, además de paralizar casi en su totalidad la actividad comercial y eventos públicos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario
Tu nombre por favor